Secciones
Política

"Murió papá, llamame": el mensaje de Zulemita y los últimos minutos de Menem de la mano de Zulema

El ex presidente falleció a los 90 años en la clínica Los Arcos del barrio de Palermo. Había sido internado en diciembre por un problema renal.

"Murió papá, llamame". Ese fue el mensaje que Alberto Fernández recibió en horas de la mañana por parte de Zulemita Menem. La hija del ex presidente se había comprometido a mantener al primer mandatario informado en torno a la evolución de la salud del senador, quien permanecía internado desde principios de diciembre en la clínica privada Los Arcos del barrio de Palermo.

Visiblemente movilizada por la muerte de su padre, fue Zulemita quien brindó una improvisada y escueta conferencia de prensa en la puerta del sanatorio pasadas las dos y media de la tarde. "Mi papá se fue, cumplió su misión en esta vida. Se fue luchándola hasta último momento, como lo hizo siempre y toda su vida. Les quiero agradecer a todos por estar y por la fuerza que nos están haciendo llegar", dijo entre lágrimas la hija del ex presidente.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

"Se fue en paz y acompañado por todos los que lo amábamos. Estuvo acompañado por nuestra familia. Se fue agarrado de la mano de mi mamá", reconstruyó, al tiempo que confirmó que los restos de Menem serán velados desde esta noche en el salón azul del Senado de la nación.

Menem fue internado el pasado 15 de diciembre por una complicación renal y jamás logró abandonar la unidad de cuidados intensivos, pese a que su cuerpo médico analizó antes de las Fiestas darle el alta y continuar con una internación domiciliaria.

"Las veces que estuvo consciente le pregunté: 'Papá, ¿cómo hace para estar así con tanta fuerza?'. Y lo único que me hacía era esto (llevó su índice a la frente). Él va a descansar en el cementerio islámico junto a mi hermano, a pesar de que profesaba la religión católica. Va a estar con mi hermano", detalló.

Zulemita confirmó además la conversación telefónica que mantuvo minutos después de la muerte de su padre con el presidente. "Hablé con él para que me ayude a organizar, porque uno nunca espera este desenlace por más que sabía que mi papá estaba mal. Le quiero agradecer al presidente y a la doctora (por Cristina Fernández de Kirchner) que también se puso a disposición".

"La gente puede estar o no a favor de sus políticas, pero mi papá fue una gran persona; fue un gran amigo. No sabía lo que era el rencor, la bronca, ni las divisiones. Eso era lo más importante y estoy muy orgullosa de llevar su apellido", cerró entre lágrimas.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!